¿Cómo caminar bien?
Rate this post

¿Es tan importante saber cómo caminar bien para nuestra salud ? La respuesta es que sí, a menos que quieras hacerte daño en la espalda al andar como un pato. La respuesta es complicado, y requiere una cierta comprensión de la forma en que se produce el movimiento de los huesos de la pierna.

Nuestros cuerpo, se mueve para tratar de ser lo más eficiente que puede. Siempre van a encontrar la manera más fácil para realizar una determinada tarea, o el camino que menos resistencia tenga. Pérdida de la movilidad del tobillo es un hallazgo común en las personas que rotan sus pies cuando caminan. Al girar el pie hacia fuera es una forma en que el cuerpo compensa la rigidez en los tobillos.

A continuación, os vamos a mostrar una imagen de la articulación del tobillo. El astrágalo se encuentra entre los extremos de la tibia y el peroné, y está diseñado para rodar hacia adelante y hacia atrás. Estad atentos a lo que viene a continuación porque es importante para saber cómo caminar bien.

Cómo caminar

Cuando el pie señala en un ángulo, la articulación del tobillo no está alineada de la mejor forma para realizar la actividad, pies requiere sencillo movimiento hacia atrás. Sin embargo, cuando alguien tiene los tobillos rígidos, poniendo la pierna en esta posición hace que en realidad  sea más fácil andar porque el cuerpo crea movimiento extra en el pie para compensar el movimiento que no está disponible a partir de la articulación del tobillo rígido. El movimiento adicional se crea a través de la pronación del pie.

Cómo caminar – Movimiento de pronación

La pronación es una combinación de tres movimientos articulares:

  • Flexión dorsal del tobillo: Movimiento del tobillo hacia la pierna
  • Eversión subastragalina: Resultado del movimiento del talón
  • Abducción del pie: Movimiento de la parte delantera del pie, que como consecuencia, los dedos  quedan separados de la línea media del cuerpo.

Así que cuando se carece de la dorsiflexión, el cuerpo tiene un par de ases debajo de la manga para poder tomar aumentar el relevo. La articulación subastragalina y la parte delantera del pie, son más fáciles de mover que la articulación rígida del tobillo. Cuando una persona carece de la movilidad del tobillo, cualquier actividad que requiera la dorsiflexión va a resultar en pronación.

Adoptar una posición de rotación externa hace que sea mucho más fácil para el interior del pie caminar, permitiendo a aquellos tobillos poco flexibles realizar el movimiento sin darse cuenta de su rigidez.

La falta de dorsiflexión,  también puede afectar a la posición de las piernas durante la fase de balanceo a la hora de andar. Para evitar que el pie se arrastre por el suelo mientras la pierna está en el aire, el cuerpo necesita para encontrar una forma de acortar el movimiento. Una manera de lograrlo es a través de la flexión dorsal ( hacia arriba flexión) del tobillo.

Cómo caminar – La dorsiflexión

Un individuo con los tobillos rígidos no tiene esa opción, así que la otra manera de conseguir efectivamente el  espacio libre para  que los pies  puedan rotar, es mover la pierna hacia afuera. Esto es resultado de una mala mecánica corporal, que hace que establezcamos el pie hasta aterrizar en un dedo del pie fuera de su posición natural. Esto lleva a el colapso del arco como consecuencia de contacto con el suelo.

Mientras que los movimientos biomecánicos son complejos, las correcciones del movimiento no lo son. Tenemos que evitar caminar como un pato. Nuestros pies necesitan estar apuntado en la dirección adecuada al caminar por el tobillo y deben  aprender  trabajar realmente con el tobillo para evitar dañar nuestra rodilla. Debemos organizarnos bien y deberemos colocar los pies rectos a la hora de andar.

Summary
Article Name
¿Cómo caminar bien?
Author
EjerciciosEnCasa

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general