4 Ejercicios para quemar hombros
4.5 (90%) 2 votes

Esculpir tu físico y lograr una gran forma lleva tiempo. Pero un proceso largo no tiene por qué ser un proceso complicado.

Hoy, nos enfocamos en lo básico para los hombros. Los ejercicios aquí son fáciles de realizar y no requieren mucho peso para ser efectivos. Siempre que ejecute estos movimientos con la forma adecuada, donde pueda sentir el trabajo de los músculos objetivo, se obtendrán resultados.

Agarra una barra de peso moderado, un par de mancuernas y busca un espacio abierto. ¡Tus deltoides arderán como un soplete en poco tiempo! Estos ejercicios para quemar los hombros te llevarán a otro nivel.

Flexiones en pica

Desde la posición inicial de lagartija, camina lentamente con las manos hacia atrás hasta que tu cuerpo forme una V invertida, con las caderas en un pico. Permanezca en esta posición y realice tantas flexiones como pueda sin sacrificar la forma. Dispara alrededor de 8 repeticiones. Este ángulo, y mantener los codos hacia afuera, hará más trabajo para toda el área de los hombros y reducirá la afectación del pecho.

Levantamiento de barra frontal

Su agarre debe estar al ancho de los hombros o un poco más ancho para beneficiar completamente las cabezas anteriores (delanteras) de los deltoides. Si solo desea trabajar los deltoides frontales, levante la barra hasta que la parte superior de los brazos esté paralela al piso. Subir más alto desde este punto reclutará las trampas.

Una nota sobre la técnica: si tienes que mover el peso hacia arriba con el impulso de tus caderas o piernas, es demasiado pesado. Ir más ligero disminuirá la posibilidad de lesiones y hará que sus hombros hagan el trabajo pesado.

Remo con barra de deltoides posterior

Tan pronto como termine las elevaciones delanteras, vaya directamente a los remos de deltoides traseros sin ningún descanso. Para este ejercicio, use un agarre por encima de la cabeza con las manos separadas un poco más que el ancho de los hombros. En lugar de empujar la barra hacia el ombligo o la cintura como lo haría para una fila con barra inclinada, tire de la barra hacia su pecho. Haga una pausa aquí en la parte superior por un segundo antes de bajar el peso. Concéntrese en contraer los deltoides traseros y sentir toda la parte superior de la espalda trabajando.

Elevaciones laterales

Elija un peso que sea desafiante pero que se pueda manejar con buena forma. Tómate 3 segundos para bajar el peso de forma controlada antes de volver a levantar las mancuernas. La quemadura será grave, pero bueno, eso es lo que quieres.

Los deltoides traseros a menudo se descuidan cuando se trata de entrenar los hombros, por lo que estamos duplicando con dos ejercicios para apuntarlos. Si siente que los deltoides posteriores son un área débil para usted, hágalo primero antes de realizar las elevaciones laterales.

Inclínese lo más que pueda cómodamente o hágalo sentado con las pesas debajo de las piernas y el pecho apoyado en los muslos. Solo asegúrate de que tus trampas no se unan a la fiesta. Algunas personas sostienen las mancuernas con las palmas hacia atrás, mientras que otras usan un agarre neutral. Utilice el agarre con el que se sienta más cómodo.

Levante las mancuernas hacia los lados, concentrándose en juntar los omóplatos y usar los deltoides traseros para mover el peso, no los brazos.

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general